La organización Rimay Warmi señala la falta de atención del gobierno hacia los altos índices de pobreza y anemia en Puno.

4 Junio, 2024 - 31 Visitas

La organización de mujeres Rimay Warmi de Puno criticó la falta de acciones contundentes del gobierno de Dina Boluarte frente a los altos niveles de pobreza y anemia en la región. Elizabeth Chambi, portavoz del grupo, lamentó que durante la visita del presidente del Consejo de Ministros, Gustavo Adrianzén, a Carabaya, no se abordaran estas problemáticas urgentes.

Según cifras del INEI, el 41.6% de la población de Puno vive en condiciones de pobreza, una cifra preocupante a nivel nacional. Además, el 70.4% de los niños entre 6 y 35 meses sufren de anemia. Chambi criticó la falta de acción del gobierno ante esta grave situación y su enfoque en temas políticos en lugar de atender las necesidades reales de las regiones.

La representante de Rimay Warmi acusó al Ejecutivo de preocuparse más por mantenerse en el poder y preparar el terreno para las próximas elecciones que por resolver los problemas de las comunidades. También cuestionó a los alcaldes de Carabaya por recibir a Adrianzén a pesar de su postura contra los manifestantes, responsabilizándolos de la violencia durante las protestas.

Chambi calificó de vergonzosa la actitud de los alcaldes al respaldar a un gobierno que considera ilegítimo y que, en su opinión, busca proteger a sus ministros y políticos más que atender las necesidades de la población.